Saturday, July 24, 2010

Existencialismo Callejero


Me gustó esta calcomanía que vi en un poste de luz. Ese tipo de cuestiones me las hacía cuando era un chicuelo sin darme cuenta que estaba siendo existencialista.
"Por qué Dios le dio cánce a mi mamá?" Pregunta el autor anónimo, cuestión válida. Por qué a mucha gente que hace el bien les va mal? Hay preguntas de las cuales no podemos escapar y cualquier respuesta que recibimos nos hace encontrarnos con lo absurdo, nos hace ver que estamos solos en este vasto mundo en el cual tenemos la tarea de colorear.

Recession Special


Mi bella amiga Karla estuvo no hace poco visitando Londres y como todo lector de esta página, andaba con las antenitas listas para detectar cosas raras. Tan pronto se topó con este cartelito en una cabina telefónica le tomó una foto y me la envió para que la disfrutara y la compartiera con ustedes.
Les traduzco el clasificado:
"Transsexual Caliente
Mami inglesa y atrevida con tetas grandes, en forma y sexy.
A 60 libras de esterlina 'Especial de recesión.'
Tel. 07539...."
Grazias Karlita ;)

Homeless Fashion








El otro día estaba sentado en un parquecito de Brooklyn leyendo El Doble de Dostoyevsky cuando de repente se aparece un desamparado. Rara vez tiene uno la oportunidad de ver asiáticos desamparados, en los años que tengo viviendo aquí este es el segundo que veo. Hasta ahora nunca había visto un homeless gay, éste me sorprendió con su originalidad y su sentido de moda. No era el típico homeless que anda con carrito de supermercado, o ese que se pasea por la ciudad con más bolsas que manos.
Este andaba vestido de una manera tan ecléctica y caminaba de manera tan llamativa que era difícil no notarlo. Una coronita de flores, unas crocs rosadas, un crucifijo pendiendo de una de sus orejas y unos hot pants eran una de las cuantas cositas que uno ve y dice con admiración, éste es el Lady Gaga de los homeless.


Travestis



Cuando tomo el tren siempre me gusta tomar el último vagón entre las razones que tengo para hacerlo están estas:
-Siempre hallo donde sentarme.
-Usualmente el vagón es el más callado, algo que facilita la lectura.
-En muchas ocasiones este es el mejor vagón para ver cosas raras y tomarle fotos.
En los últimos tres Jueves he tomado el tren a la misma hora, a eso de las 11pm, para ir a mi fiesta favorita de salsa. Estas últimas veces he coincidido con un grupo de travestis que toman el tren en estaciones anteriores a las mías.
La primera vez que los vi venían maquillándose, arreglándose el pelo y posando para fotos. Yo cada cierto tiempo miraba para su esquina para ver que hacían.
Estos travestis de cuerpos esbeltos andaban muy bien vestidos, estoy casi seguro que en la discoteca que fueron esa noche, llegaron a confundir a unos cuantos hombres.
Me causaba mucha risa ver como mucha gente al ver que ellos iban en el vagón, en vez de subirse en el vagón se iban para otro.
Cuando casi estábamos llegando a la calle 42 uno de ellos me preguntó que si me gustaba lo que veía y con esa recta a 99 millas por hora fue que me di cuenta que debía concentrarme en lo mío. Aunque no le contesté cuando me preguntó, la verdad hay que decirla, la ropa le quedaba bien, les deseo suerte en sus encuentros de espadas.

Ron Montaña Gay


Cada vez que visito algún bar es para mí un hábito ese de echarle un vistazo a las bebidas que tienen sobre los estantes. Esta vez me topé con una botella muy curiosa. Sería bueno saber quienes compran este trago.

Monday, July 12, 2010

Y en lo más alto: Rojo y Amarillo


Ayer el Empire State se vistió de Rojo y Amarillo, ya sabrán por qué. Tremendísimo mundial, lleno de sorpresas y jugadas impresionantes. Gracias por el buen fútbol España, ya era hora.

Sunday, July 11, 2010

El Piano Callejero





Tremenda iniciativa esa de colocar pianos por toda la ciudad. El otro día me senté frente al Herald Square y me llevé la grata sorpresa cuando vi que había uno de esos pianos que están diseminados por todo Manhattan. Era de lo mejor ver como los transeuntes con con habilidades 'pianísticas' se sentaban un rato y deleitaban (La mayoría de las veces.) a esos que se sentaban en cerca.
Me sorprendió ver que la mayoría de los pianistas que cayeron bajo el embrujo del instrumento eran asiáticos. Estos de una vez tomaban asiento y se ponían a tocar música clásica.
Las improvisaciones que más me gustaron fueron la de un blanquito, quien acompañado de unas cuantas blanquitas, tocó canciones pop y las puso a ellas a cantar a coro. Al final me enteré que todos formaban parte de un grupo de teatro. Y la otra improvisación que me gustó estuvo a cargo de una chica rusa, ésta tenía un estilo bastante profesional. Con cigarillo en la boca y pose lleno de confianza, tocó excelentemente una canción clásica que dejó a todo el mundo boquiabierto. Qué viva el arte y las buenas ideas, voy a tratar de hacer lo mismo en mi país. Amarraré en un parque una guira y una tambora para ver que sucede.

El Guasón





Este coolísimo graffiti lo vi en la pared trasera de una bodega dominicana en el áreal de Co-op City. Siempre es chévere ver como la ficción se acopla sin problemas a la realidad.

Comiendo de lado



Anteriormente había mencionado lo mucho que me gusta observar las vitrinas de Macy's. Siempre me deleita la creatividad de los artistas que tienen la oportunidad de trabajar en ellas. Esta es otra obra de arte. Un comedor pegado a la pared. De inmediato me transporté y me visualicé comiendo de lado.

Funny Sign


Este cartel que vi en un restaurant árabe de mi vecindario, me mató de la risa.
Traducción: Todos traen alegría a este restaurant, ALGUNOS cuando entran y OTROS cuando se van.

Cementerios Kafkianos




Cuando veo cementerios como estos me acuerdo de Kafka y su famoso cuento. Los cementerios de NY me parecen una delicia visual. Este que les muestro aquí está cerca de la zona de Wall Street. Este y otros cementerios que se pueden ver mientras se camina por la ciudad son cementerios de lujos, ya que hace siglos que no entierran a nadie en ninguno de ellos. Una vez tuve la oportunidad de ir Upstate a visitar la tumba de una tía y ese inmenso cementerio me pareció espectacular. Cuando pienso en los cementerios de mi ciudad, me vienen imágenes de barrios marginados, no hay nada que deleite la vista en ellos.

Mensaje Subliminal

Thursday, July 01, 2010

Anécdotas Neoyorkinas

Hace unos días fui testigo de algo que desde ese día he considerado como lo más raro y absurdo que he visto todo el año.

Vi a dos señoras desamparadas(Supongo que eran madre e hija porque llevaban puesta faldas iguales), ellas como hacen la gran mayoría de desamparados que he visto en esta ciudad, cargaban consigo, en fundas, todas sus pertenencias. De repente, ambas sacaron de sus bolsas dos botellas de desinfectante y comenzaron a rocear una larga banca de cemento donde pretendían dormir.

Esta mañana tomé el tren y en éste se montó un gran personaje. El sujeto se estaba comiendo unos dulces y en vez de aguantar las envolturas para tirarla luego en un zafacón, se puso de pies, y cuando el tren abrió sus puertas se agachó y tiró la basura entre la abertura de la plataforma y el tren. El vagón no llevaba mucha gente. Un hombre blanco de pelo canoso dejó de leer y lo miró con ojos que me imagino que dijeron: "Y éste puerco salvaje de dónde salió."

Un hombre que iba sentado frente al individuo dejó de leer un libro de tapa blanca y también lo miró absorto.

"Yo sé por qué usted me mira," Le dijo el joven al hombre. "Yo teniendo una funda la tiré a las vías, pero era que no quería meter basura en mi funda..."El hombre no respondió.

Luego el sujeto continuó la conversación: "Qué libro es ese?"
"Un libro sobre la vida de Gandhi." Contestó el hombre.
"Ah, ya veo... De dónde era Gandhi?"
"De la India?"
"Oh, de Guyana..."
"No de la India..."
"Oh, sí, sí la India... eso en Africa verdad?"
"No en Asia..."
"Ok, ahora yo sé quien es él. El era filósofo y poeta..."

Al poco rato el chamaco empieza a pedirle direcciones a otro pasajero, un afroamericano de unos 30 años. Nuestro protagonista quería ir a la prisión de Rikers' Island. Coincidencialmente, el otro pasajero sabía perfectamente como llegar.

"Gracias mi pana, ya yo sé como llegar. No, yo no voy a visitar a nadie yo voy a entregarme. A mi me andan buscando en Manhattan, Queen y en el Bronx. Los amigos míos me dicen que si yo voy y me entrego me reducen la sentencia y que tal vez nada más tenga que pasar 10 días preso..."

Como pueden ver, en esta ciudad a veces no hay distinción entre los cuerdos y los locos.