Wednesday, February 04, 2009

Carrot Man, The Man





"Este señor vende en la calle peladores de vegetales. Hace unos días lo vi por la calle 53 y Lexington de Manhattan ayer lo vi en Brooklyn. A su lado siempre coloca una pancarta en la cual muestra una copia de un artículo de periódico en el cual el sale y se le recomienda. Ayer estaba enojadísimo por que alguien le dijo que el pelador de tres navajas que él vende a 5 dólares era muy caro, que era mejor comprar el de una navaja que sólo cuesta 99 centavos. Al señor se le puso la cara roja y empezó a decir que lo barato sale caro y que lo bueno tiene su precio, le dijo al transeunte que se fuera y que comprara el que a él le diera la gana.

"Yo tengo 15 años vendiendo este producto y mis clientes han quedado satisfechos." Dijo esto en voz alta, y prosiguió su demostración de cómo se pela"

Las fotos y el texto que ven arriba los escribí el diez de enero del año pasado. Desde que vi a este señor me cautivó su estilo para vender, cualquiera pensaría que estaba loco, pero no, el ponerse a hablar solo, era su truquito para atraer a la gente, después el grupo quedaba enganchado y muchos terminaban comprándole. Esa vez que lo vi no sabía que este señor tan querido ya era un ícono New Yorkino. Al leer el New York Times me entristecí al enterarme que Carrot Man, como se le llamaba, había fallecido el domingo. En ese artículo comparten con nosotros un poco de su biografía, nos hablan de las cuatro esposas que tuvo, de sus chaquetas caras, de su gusto por restaurantes caros, de sus comienzos en la ciudad como vendedor de libros, etc.

Descanza en paz Hombre Zanahorias.

P.D. Gracias a Harold, me enteré que en Flicker le han dedicado un post. Aquí podrán ver una colección de fotos de Joe Ades.



10 comments:

Tatiana said...

No he leido el articulo por falta de tiempo, siento que haya muerto, pues como dices te lo encontrabas en diferentes lugares, la primera vez que lo vi, fue en el convention center en new jersey, estaba dando su demostracion de peladores en la feria que hacen ahy todos los años, despues lo vi una que otra vez en midtown, era muy comico pues siempre hablaba solo y la gente se paraba a mirar. Al principio si le comprabas dos peladores el te regalaba un cuchillo pequeño de cortar pan.

DrLacxos said...

cuando vi la foto recordé que ya habias hablaod de el! como pasa le tiempo y como son las cosas de la vida!

al parecer el negocito deja bien!

Que en paz descanse!

Libelula De Azul said...

Sabes algo? Yo creo que tu y yo estamos más cerca de lo que pensamos en cuestiones de distancia.
Soy una seguidora de tu blog, aunque muy pocas veces he comentado, pero siempre te sigo.
Me gustaría que fuesemos amigos, te parece?

LoLa Vasquez said...

Que pena su fallecimiento, no hay duda que dejo su huella en la gran manzana...

Karol_a said...

Hola Engels, bueno creo que te has perdido o te han raptado o se te ha olvidado volver jaja, tienes entradas muy interesantes por aquí, al menos has publicado ya que no recuerdas a esta amiga eh.
un abrazo.

Zabeton 2.0 said...

Con apariencia de loco el caballero gastaba mucho dinero en buenos restaurantes y trajes italianos, o sea, no necesitaba ser millonario para darse una buena vida. Ojalá que muchas personas muestren un empeño como el de él en estos tiempos de crisis.
R.I.P. Para Carrot Man

saludos Baakanit

Palmoba said...

Que en paz descanse!!

Magdelyn said...

Oh... Que Dios lo tenga en su gloria...

Miguel Rojas said...

Pero no sabia que habia muerto !!!

jCarlos said...

Recuerdo muy bien cuando lei el post...que pena

QEPD